Slow Beauty

21 Oct, 2020

Slow Beauty

Vivimos en un mundo inmerso en competitividad, abundancia, necesidades autoimpuestas y además, a un ritmo frenético. Una locura que hemos podido observar desde la distancia en estos meses que hemos estado confinados.

La naturaleza nos ha forzado a parar y tenemos la oportunidad de reflexionar. Nuestra forma de vida ha cambiado mucho en los últimos 30 años. Se podría decir que antes las pequeñas cosas eran grandes cosas, hemos pasado de la ilusión por una mochila nueva a la desilusión por un móvil que no era de la marca que quería.

Seguro que tienes recuerdos entrañables de cuando eras pequeñita/o, donde las situaciones más humildes eran las más bonitas y enriquecedoras. Eran otros tiempos, otras necesidades y una forma diferente de vivir y de ver la vida que en mí ha dejado huella.

La opción de un estilo de vida slow es cada vez más frecuente en personas que quieren vivir una vida tranquila, consciente y honesta, pero realmente es una forma de volver a las raíces, a vivir como se vivía antes, a vivir con serenidad, sin grandes pretensiones, sin competitividad, ayudándose los unos a los otros y sobre todo con honestidad y bondad.

Yerbas Vivas quiere aportar su granito de arena aportando productos honestos, sostenibles, saludables y accesibles para personas que quieran y decidan cuidarse de una forma natural, de una forma Slow beauty. Por esta razón, confiamos en nuestro equipo humano como el valor más grande que tenemos para desarrollar nuestro trabajo y, por otro lado, confiamos en los tesoros de la naturaleza como las flores, las plantas, las raíces… extraídas de la naturaleza y convertidas en activos, como la esencia de nuestros productos, la esencia de Yerbas Vivas.

¡Volvamos a las raíces!

Últimos posts

Slow Beauty
Antioxidantes para la piel en verano
Cosmética sólida
WhatsApp
WhatsApp Solicítanos aquí información